Patrañas de las ONGs Por: Jaime Galvis Vergara | Columnistas | Opinión | EL FRENTE
 
 
 
 
Especiales | VARIEDADES | EL FRENTE
Indicadores Económicos
 
 
 


Opinión - Columnistas


Patrañas de las ONGs Por: Jaime Galvis Vergara



Patrañas de las ONGs  Por: Jaime Galvis Vergara | EL FRENTE
Las ONGs se iniciaron con unos propósitos presuntamente altruistas, algo así como los clubes de Rotarios y Leones, pero poco a poco han venido mostrando los colmillos, de ese presunto altruismo hay muy poco y la historia del terremoto de Haití desnuda la triste realidad.

La actividad de las ONG ha estado plagada de irregularidades, desde esas pequeñas estafas que constituyen las solicitudes de ayudas a seres famélicos del Tercer Mundo, las cuales terminan en el bolsillo de muy numerosos vivos, hasta altos intereses de dudoso origen que atentan contra gobiernos y sociedades.

El tema de la cacería de donantes tiene visos pintorescos, por ejemplo, el turismo humanitario por el cual se explota la generosidad ¿o bobería? de ciudadanos de países desarrollados, ofreciendo planes para que el donante pague una cuantiosa suma por el derecho a ir a servir de maestro o de enfermero de niños huérfanos del Tercer Mundo. De esta comedia no se benefician los orfanatos sino los empresarios de las ONGs. Las contribuciones a presuntas causas humanitarias son cuantiosas y esto no lo controla nadie.

Otro aspecto de las ONGs es su propensión y habilidad para captar las ayudas internacionales en casos de desastres. De esto un gran ejemplo se presenta en el terremoto de Haití. Años después del desastre las víctimas continúan viviendo en chabolas y carpas improvisadas, mientras los miembros de las numerosísimas ONGs que acudieron a “ayudar” se movilizan en vehículos de alto precio. Es muy diciente una entrevista que le hicieron al dueño de un lujoso restaurante en Puerto Príncipe, al cual se le indagó acerca de que clientela podía tener ese establecimiento en medio de semejante pobreza, dicho empresario manifestó que sus clientes provenían de las ONGs.

Pero el aspecto más siniestro de las ONGs, son numerosas de estas entidades dedicadas a torpedear el desarrollo de los países pobres. Generalmente tienen un generoso patrocinio, por lo cual disponen de una maquinaria propagandística asfixiante. Se han adueñado de temas tales como el cambio climático, la protección de la naturaleza, la defensa de las minorías étnicas, la personería de toda clase de grupos minoritarios, la satanización de las fuerzas armadas y de policía de los respectivos países y un marcado sesgo a apoyar poderes judiciales de dudosa ética.

Con esa historia bastante cuestionable del cambio climático y la protección de la biodiversidad han montado una ruidosa oposición a proyectos de obras públicas, explotación petrolera, minería, hidroeléctricas y toda clase de embalses, líneas de alta tensión, túneles y todo lo que signifique desarrollo. Todo esto adicionado a una creación exagerada d parques nacionales y reservas injustificadas. Por esto un País como La India expulso a las ONGs.

Pero no solamente existe un persistente sabotaje a obras como represas, carreteras o ferrovías aduciendo la posible extinción de alguna especie de escarabajo o saltamontes, además las ONG fungen de protectoras de toda clase de minorías raciales y políticas por lo cual frecuentemente se dedican a azuzar las “comunidades” contra los respectivos gobiernos atentando contra la estabilidad y unidad de los países.

Colombia ha sido víctima de todo ese sabotaje larvado por la excesiva tolerancia y casi pudiéramos decir obediencia de los gobernantes ante la Hidra de las ONGs. Proyectos indispensables para el desarrollo tales como las carreteras Pasto- Mocoa, Animas-Nuquí, Popayán-Guapi, Leticia –Tarapacá, La Gabarra-Curumaní, permanecen en el Limbo ante la algazara de las ONGs. Numerosos proyectos mineros y petroleros se han frustrado por la intervención abusiva de dichas entidades.  La construcción de nuevos puertos ha sido sistemáticamente obstaculizada por toda clase de organizaciones “sin ánimo de lucro”.  Es increíble que un País estancado tolere todas esas trabas a su progreso.

Publicacion: Martes 9 de Julio de 2019 
 Comentar... 
 Noticias Relacionadas 

Manipulación absurda Por: Jaime Galvis Vergara

Manipulación absurda Por: Jaime Galvis Vergara

Publicacion: Sabado 26 de Octubre de 2019 

El Oro Por: Jaime Galvis Vergara

El Oro Por: Jaime Galvis Vergara

Publicacion: Sabado 19 de Octubre de 2019 

Nomenclatura colombiana Por: Jaime Galvis Vergara

Nomenclatura colombiana Por: Jaime Galvis Vergara

Publicacion: Sabado 12 de Octubre de 2019 

Cortinas del absurdo Por: Jaime Galvis Vergara

Cortinas del absurdo Por: Jaime Galvis Vergara

Publicacion: Miercoles 9 de Octubre de 2019 
 
 

Back to Top