Cárcel, dolor y muerte, unión macabra Por: Hernando Mantilla Medina | Columnistas | Opinión | EL FRENTE
 
 
 
 
Especiales | VARIEDADES | EL FRENTE
Indicadores Económicos
 
 
 


Opinión - Columnistas


Cárcel, dolor y muerte, unión macabra Por: Hernando Mantilla Medina



Cárcel, dolor y muerte, unión macabra Por: Hernando Mantilla Medina | EL FRENTE
Discúlpenme si estoy hoy algo trágico, pero cuando lean mi columna de hoy me darán algo de razón.

Siempre he dicho que lo peor que le puede pasar a un ser humano es caer a una cárcel, cualquiera que ella sea, NINGUNA ES BUENA para empezar a " vivir su condena " o a veces el sólo hecho de ser sindicado también es malo porque puede pasar un año o más en ése estado.

Pero hay casos en donde uno tiene inevitablemente que pensar que la vida se ensaña con algunas personas, a veces a la vida se le va la mano en el "cobro" que nos hace por nuestros errores, errores que además de ser pecados ante los ojos de Dios, son delitos ante los ojos de la Justicia.

Desde enero 13 de éste año he venido escribiendo sobre situaciones que se dieron en el interior de la Cárcel de Mujeres de Bucaramanga, específicamente hoy me voy a referir al tema de lo que dijo una Interna cuando denunció a un Dragoneante con quien, según ella, tuvo relaciones íntimas dentro del Penal, situación que para mí es muy delicada, aunque parece que para el INPEC NÓ, porque a éste señor no le hicieron ni siquiera una amonestación al respecto.

De ésa carta y de otras más que llegaron a mis manos, se publicó en Periódico EL FRENTE un Especial, de él se desprendieron situaciones de demandas, querellas, investigaciones y comentarios de un lado y del otro, hasta en televisión se publicó.

Volviendo al centro de mi columna me refiero nuevamente a la Interna, terminado su episodio negativo vivido con el Dragoneante, después de un tiempo conoció a un muchacho quien iba a visitar a otra Interna, se dio entre ellos una relación que empezó a prosperar dentro de lo posible al estar ella detenida.

Por todas las cosas que se dieron en la Cárcel después de mi Especial y de todas las denuncias, la Interna fue trasladada a otra ciudad, cosa que podría entorpecer un poco la relación, sin embargo, el muchacho iba todos los sábados a visitarla, pero, como si fuera resultado de la unión macabra de la que hablo en el título de mi columna, el muchacho tuvo que someterse a una operación que aparentemente no era delicada, sin embargo, murió en ella, que barbaridad, otro golpe, otro dolor que le produce la vida a ésta muchacha, ya han sido varias cosas las que han hecho que definitivamente su vida no haya sido nada fácil; cayó en un mundo de delincuencia que la llevó a la cárcel, tiene dos hijos menores de edad que no ve hace más de 6 años porque no tiene económicamente la forma de que los vea y ahora más por el hecho de que fue trasladada más lejos.

Luego vino la relación con éste Dragoneante y cuando se pensaba que encontró paz, respeto y verdadero cariño, se le atraviesa la muerte, definitivamente una muestra de que a veces la vida es muy cruel.

Y para mí, todo tiene un inicio, el llegar a la Cárcel, paso negativo en la vida que conlleva consecuencias que, dentro de ellas, puede estar la misma muerte, ven lo que decía.

Aunque algo trágico,

Voy Con Toda. Amén.

Publicacion: Miercoles 28 de Agosto de 2019 
 Comentar... 
 Noticias Relacionadas 

Jorge Flórez Herrera, un concejal joven, serio y trabajador Por: Hernando Mantilla Medina

Jorge Flórez Herrera, un concejal joven, serio y trabajador...

Publicacion: Miercoles 9 de Octubre de 2019 

¡Robar sí, pero bastante! Por: Hernando Mantilla Medina

¡Robar sí, pero bastante! Por: Hernando Mantilla Medina

Publicacion: Miercoles 2 de Octubre de 2019 

Aprovechando el Día de La Virgen de Las Mercedes… Por: Hernando Mantilla Medina

Aprovechando el Día de La Virgen de Las Mercedes…...

Publicacion: Miercoles 25 de Septiembre de 2019 

Todos estamos presos Por: Hernando Mantilla Medina

Todos estamos presos Por: Hernando Mantilla Medina

Publicacion: Martes 24 de Septiembre de 2019 
 
 

Back to Top